domingo, 26 de febrero de 2012

SEGUNDAS OPORTUNIDADES.

Hola a cualquiera que por casualidad este por aquí. :)

Sí, se que deje de escribir por más de un año.................. Pero tengo varias razones EXCELENTES para haberlo hecho.

La primera:

Llegar a los 40 años no es nada fácil (y si tomamos en cuanta que ya cumplí los 43..... bueno, pues que les digo), la cosa es que me dio una depresión en verdad larga y profunda.

Ya saben: Mi vida no era lo que yo quería, yo no era lo que debería ser, mi familia no me apreciaba lo suficiente, mi trabajo no era 100% maravilloso...... etc, etc.

Y la segunda:

Bueno; mejor en vez de contársela les dejo la noticia que publicó a finales de enero un periódico.

"Saltillense es tratada contra la influenza en capital de México.
El estado de salud de Gabriela Prieto Alcázar fue calificado como delicado por el personal médico que la atiende, aunque, se dijo que presentaba una tendencia a mejorar.

martes, 24 de enero de 2012

La saltillense, quien radica en la capital del país, Gabriela Prieto Alcázar, lucha en un hospital del Distrito Federal contra la influenza A H1N1, según confirmaron amigos de la mujer.

Gabriela es atendida en el hospital desde hace unos días, luego de que registrara los síntomas de la enfermedad.

“Familiares y amigos estamos en constante oración para que Gabriela se recupere”, dijo una de sus amigas.

Anoche, el estado de salud de la mujer fue calificado como delicado por el personal médico que la atiende, aunque, se dijo que presentaba una tendencia a mejorar.......".


Así que ahí lo tienen; casi un mes en el hospital, empecé con bronquitis y terminé con influenza, y a poco más de un mes de ya estar en casa, sigo tomando terapias pues los nervios de mis brazos y piernas se "contracturaron"....... lo cual en términos llanos quiere decir que no servian para nada.

Por lo que tuve que tomar terapia para poder volver a caminar, bajar escaleras, incarme y levantarme, para comer yo sola, levantar objetos, bañarme y mi favorita........ para controlar mis esfínteres y dejar de usar pañales.

¿Quien hubiera pensado que pasar poco más de una semana en terapia intensiva resultaría en esto?.

Pero bueno; no me quejo, tal como el titulo de esta entrada lo indica, he aprendido con esta experiencia varias cosas.

1.- Tener 43 años no es algo malo....... peor seria estar muerta.
2.- No cuidarse a uno mismo a la larga trae problemas.
3.- Mi familia es realmente maravillosa..... No se como expresarles todo el agradecimiento que les tengo por su apoyo y cariño.
4.- Nada mejor para dejar de fumar que un susto de muerte. ;)
5.- No importa cuantos años pasen sin verlos, los verdaderos amigos te apoyan cuando es necesario.
6.- Las personas básicamente son buenas. (No saben cuantas personas pidieron por mi recuperación, ofrecieron misas por mi salud, realizaron cadenas de oraciones..... y a muchas de ellas ni siquiera las conozco).
Y 7.- Aún cuando la situación sea extrema....... a la larga siempre podrás reírte de ella....... SIEMPRE Y CUANDO NO TE MUERAS.

En fin: sigo por aquí, cada día mejor y prometo no tener este blog tan abandonado.

Besos a cualquiera que se pase por aquí. :)